Cómo Liderar a la Distancia

Documentos
268views {views}
4
(67)

Cómo Liderar a la Distancia para Mantener un Equipo Sano

Estamos atravesando una situación inédita y compleja, a ningún individuo se nos preparó para estar aislado e interactuando con un minúsculo grupo de personas. Para el caso de los lideres de equipos en particular se les presenta el desafío de aprender a cómo liderar a la distancia.

Todos y todas buscamos e intentamos acomodarnos para que nuestras vidas transcurran de manera habitual, sin embargo no es una tarea fácil. Uno de los principales consejos es que, pese a la distancia, el líder debe generar «cercanía».

En este artículo te proponemos 4 hábitos para realizar como líder con el objetivo de que tu equipo de trabajo logre los mejores rendimientos, y además se adapte activamente al contexto.

Los 4 hábitos de un buen liderazgo a la distancia

1. La distancia no es sinónimo de alejamiento

La verdadera ventaja competitiva de un equipo de trabajo son sus vínculos, y la calidad de los mismos no dependen de la distancia física que pueda existir entre las personas. Por lo tanto, un buen líder siempre debe generar cercanía con sus colaboradores, sus pares y sus superiores.

Es recomendable hacer videollamadas o llamadas grupales individuales para saber cómo están las personas de nuestro equipo. Qué necesitan, como están viviendo el aislamiento, cómo esta su familia.

2. Hay que construir confianza

Para trabajar a la distancia se requiere que los integrantes del equipo posean un fuerte conocimiento operativo y un alto nivel de autonomía laboral. Si algunos colaboradores o colaboradoras necesitan desarrollarlo, el o la liderar deberá acompañar a la persona y tener mayor interacción para asistir y guiar en la tarea.

Te recomendamos leer  Gamificación, aprendizaje divertido

Es fundamental que quien este liderando proporcione pautas precisas de las tarea que debe realizar y cómo puede ir autocontrolando el resultado de la mismas. Además es importante que la persona sepa que puede consultar al lider si se le presentan dudas o inconvenientes.

3. El trabajo en equipo nunca se acaba

Que cada persona del grupo esté trabajando desde su casa no implica que no se puedan realizar trabajos en equipo. En la actualidad hay diversa herramientas que lo posibilitan, desde documentos y planillas compartidas hasta teleconferencias.

Como líder, en ocasiones, es importante formar parejas o tríos para que realicen una actividad específica. Esta acción tiene varios beneficios: fomenta la integración, el aprendizaje mutuo y el desarrollo del trabajo colaborativo.

4. Realizar una apertura y cierre laboral

Al empezar el día es recomendable realizar una videollamada grupal para saber cómo están las personas y planear el trabajo del día. Y además es bueno cerrar la jornada de trabajo con otra videollamada grupal para saber cómo le fue a cada uno con las actividades.

¿Cómo valoras este contenido?

¡Haz click en una estrella para calificarla!

Si te gustó este contenido...

¡Compartilo en redes sociales!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *