Psicodrama

Psicodrama

Psicodrama: un método potente y breve
Es un método terapéutico y pedagógico, que potencia el crecimiento personal y el aprendizaje en habilidades para la vida. Es eficaz, rápido, potente -y lo más importante- BREVE; considerando que hoy en día vivimos atiborrados de actividades, dónde el tiempo no nos alcanza para lo que es verdaderamente importante: ¡nuestra calidad de vida emocional! El psicodrama fue creado por Jacob Leví Moreno, inspirado en el teatro de la improvisación o teatro espontáneo. En él se combina el juego teatral, el movimiento del cuerpo, lo simbólico con la palabra y la reflexión. Te orienta fundamentalmente a la acción, te invita a mirar desde otro lugar, a abrir y ampliar tu mapa, a generar opciones y a encontrar tus alternativas de cambio, las que mejor se adaptan a tu estilo de vida, a tus valores, a tu esencia.

¿Para qué te sirve?

  • Para darte cuenta de lo que te pasa, de lo que sientes y de lo que haces en consecuencia.
  • Para darte cuenta de tus circunstancias, tanto de las que te limitan como de las que te facilitan tu éxito personal y la conquista de tu felicidad.
  • Y con ello poder decidir sobre aquellos aspectos que quieres y puedes cambiar o mejorar.

¿Y en qué consiste el trabajo psicodramático?

Consiste en actuar los acontecimientos relevantes de nuestra propia vida en vez de simplemente hablar sobre ellos. Esto implica explorar en la acción, mediante la dramatización, acontecimientos relevantes de nuestra historia, situaciones vitales o dimensiones de nuestra vivencia interior: sean estos pasados, presentes o futuros, reales o imaginarios, externos o internos, experimentándolos al máximo, como si estuvieran sucediendo en el presente.

Ejemplos de situaciones para un psicodrama puede ser:

Pensamientos no verbalizados, un encuentro con quienes no están presentes, representaciones de fantasías sobre lo que otras personas pueden estar sintiendo o pensando en relación a nosotros/as, un futuro posible imaginado -como una entrevista de trabajo- y muchos otros aspectos y situaciones de la experiencia humana… de la vida cotidiana personal, familiar, laboral o social. De este modo, la dramatización pasa a ser el núcleo del psicodrama. La puesta en escena de una vivencia personal, sobre un escenario imaginario. Un espacio construido especialmente para explorar, experimentar, probar y ensayar diferentes alternativas. Un espacio en dónde te sientes seguro/a y cuidado/a. En dónde hay cabida tanto para el error y el acierto, para la repetición, el volver a empezar y hacerlo mejor. Es un lugar para CREAR alternativas de solución y mejora.

(Fuente: http://www.artesanadelavida.com/2012/02/12/psicodrama-un-metodo-potente-y-breve/)

Te pueden interesar las siguientes publicaciones:

Julio 16th, 2016 by